The World’s End, de Edgar Wright, empezará a rodar en septiembre

Por fin una buena noticia que nos llega del proyecto capitaneado por Edgar Wright. Se trata de The World's End, una cinta que mostrará el apocalipsis desde un punto de vista paródico, que tanto le gusta al director británico, y que supondrá el cierre de la llamada Trilogía Cornetto de los tres sabores (Blood and Ice Cream Trilogy) compuesta por las grandísimas Shaun of the Dead y Hot Fuzz. Todas ellas tendrán como punto de conexión el punto de vista cómico de subgéneros históricamente representativos del cine como son los zombies y el policíaco. Aparte de eso, existirán otros puntos en común entre estas películas como que los protagonistas serán la genial pareja compuesta por Simon Pegg y Nick Frost, unos habituales de las obras de Edgar Wright.

Después de todo tipo de rumores que han surgido sobre este The World's End, sobre otros proyectos en los que se encontraba trabajando el director, sobre si encontraban la financiación adecuada para llevarlo a cabo o no, parece que todos los problemas se han resuelto y ya tienen fijada una fecha de comienzo de rodaje: el próximo mes de septiembre. Todo ello está planificado para que la película llegue a las salas en la primavera de 2013. Es verdad que la Paramount aún no ha dado oficialmente luz verde para que comience la producción, pero esta noticia, unida a la alta rentabilidad que obtuvieron tanto Shaun of the Dead como Hot Fuzz, nos hacen pensar que el proyecto no tiene vistas de peligrar nuevamente en el futuro.

Sobre cómo será la película, han trascendido pocos datos hasta el momento, puesto que el proyecto tampoco se ha promocionado debidamente teniendo en cuenta por los problemas que ha pasado. Sin embargo ha aparecido una sinopsis en la red que nos servirá para hacernos una idea de lo que podría ser la película:

Tras participar en el maratón de bebidas de un pub, cinco amigos de la infancia se reúnen, 20 años después, cuando uno de ellos decide a participar de nuevo en dicho evento. De esta forma Gary King, un hombre de 40 años que fuma compulsivamente desde el final de su adolescencia, arrastra a sus amigos a su ciudad natal y una vez más, tratarán de llegar a una taberna de fábula conocida como The World’s End. A medida que tratan de conciliar el pasado y el presente, se dan cuenta de que la verdadera lucha no sólo será por su futuro, sino por el de toda la humanidad, por lo que al llegar a The World’s End la bebida será la menor de sus preocupaciones...

Ciertamente tiene muchos puntos en común con las otras dos película que completan la trilogía: los típicos personajes adultos que se niegan a crecer, pubs y una parodia directa a subgéneros cinematográficos reconocidos por el gran público. Espero que se cumplan las previsiones y llegue a los cines el año que viene, porque yo al menos no me la pienso perder.