Cartel y nuevas imágenes de «Carnage»

Con o sin Dios en su título, "Carnage", la película dirigida por Roman Polanski, comienza su promoción de cara al próximo Festival de Venecia en el que compite por el León de Oro. Si hace unos días aparecía el cartel de la película, bastante esclarecedor sobre lo que podremos ver en pantalla a pesar de mostrar sólo tres primeros planos de cada uno de los cuatro protagonistas, tras las primeras imágenes que aparecieran de la película, ahora podemos ver más de cerca a alguno de los personajes de la película en una nueva colección de imágenes que nos llegan vía Twitch, entre las que se encuentran algunas de las que sirvieran para el cartel.

Basada en una obra de teatro de Yasmina Reza que fuera un rotundo éxito sobre los escenarios, acaparando tres premios Tony: a la mejor obra teatral, a la mejor dirección y a la mejor actriz para Marcia Gay Harden; la obra cuenta lo que sucede tras un enfrentamiento entre dos adolescentes, de unos once años, en un parque local. Con los labios inchados y algún diente roto como resultado de la pelea, los padres de la "víctima" invitan a su casa a los del "agresor", para resolver la situación de una manera "civilizada". Si en un principio la charla se desarrolla entre bromas cordiales y la más absoluta corrección política, gradualmente las cosas se vuelven tensas y tirantes, a medida que se revelan sus prejuicios y contradicciones. ¿Será entonces que los hijos no actuaron más que en consecuencia con lo que se palpaba en sus casas o que la violencia forma parte realmente del ser humano?

Deudor de un movimiento como el Kammeraspielfilm, al que Roman Polanski ya rindiera tributo en "Death and the Maiden", que también se trataba de la adaptación de una obra de teatro que sucedía en un único escenario con sólo tres personajes. Esta vanguardia artística representaría una evolución del expresionismo alemán en clave realista, cuyo máximo representante fuera Friedrich Wilhelm Murnau a través de obras como "Der letzte Mann", "Herr Tartüff" o "Faust - Eine deutsche Volkssage".

Precisamente, en su película de 1994 protagonizada por Sigourney Weaver, Ben Kingsley y Stuart Wilson, el propio cineasta hiciera un guiño, en el prólogo y epílogo de su película, pues igual que las piezas de cámara musicales tan sólo constan de cuatro instrumentos, ese teatro de cámara que inspiraría el movimiento cinematográfico también tendría muy pocos personajes, tratando de ceñirse en la medida de lo posible a las unidades clásicas de tema, tiempo y espacio.

Aunque a Roman Polanski tampoco le hace falta acudir a la adaptación de una obra de teatro para desarrollar un proyecto de características similares pues "Nóz w wodzie (Knife in the Water)", "Repulsion", "Cul-de-sac" o "Le locataire" dan buena cuenta de su capacidad para realizar estudios naturalistas y psicológicos de un puñado de personajes que cuando son encerrados en un espacio, son perfectamente capaces de perder la cabeza y hacer que aflore lo peor del ser humano.

Si sobre los escenarios, la obra contara con un espléndido cuarteto protagonista que incluía a Mary Gay Harden, James Gandolfini, Jeff Daniels y Hope Davis, la adaptación cinematográfica no iba a ser menos, reuniendo a cuatro figuras de primera línea como Jodie Foster, Kate Winsket, Christoph Waltz y John C. Reilly. La película tiene un aliciente más, al menos para un servidor, pues cuenta con una banda sonora compuesta por el ya internacional compositor Alberto Iglesias, ganador del premio Goya en nueve ocasiones y dos veces nominado al premio Oscar.