Ya que estamos: ¡injusticias históricas en los premios Oscar!

Empire Online parece ser uno de esos sitios en donde los editores se rompen la cabeza con el objetivo de poder clasificar, frente a cualquier evento nuevo, una serie de injusticias en un cómodo ranking para que todos la puedan disfrutar. Y qué mejor circunstancia que los premios que siempren dejan poco conformes a la mayoría de los seres humanos interesados por el séptimo arte: hablamos nada más ni nada menos que de los premios Oscar, a entregarse este mismísimo fin de semana. Como para tener presente la polémica que seguramente se dará entre un premio inesperado y otro, vale la pena tener en cuenta una serie de injusticias que han hecho que tanto la ceremonia como todos los sucesos posteriores quedaran atravesadas por la ignominia y el oprobio: revisemos apenas diez premios no tan merecidos como para hacer un poco de memoria y ofendernos retrospectivamente.

10. "Brokeback Mountain" (2005) Vs. "Crash" (2004)

Esta es una de las instancias más raras de los premios: todo el mundo sabe que, pese a que "Crash" se alzó con el premio a mejor película, la cinta que había cautivado la atención tanto de la prensa como del público era nada más ni nada menos que la ahora mítica "Brokeback Mountain", cinta que supo explorar uno de los tópicos que quedaban para la vida de los vaqueros con elegancia y atractivo masivo, tal como lo demostró el hecho de haber instalado una discusión legítima dentro de la opinión pública. Veremos qué sucede con esta cinta con el paso del tiempo, pero huelga decir que como mínimo el premio se lo merecía la primera sobre la segunda.

9. "Singin' In The Rain" (1952) Vs. "The Greatest Show On Earth" (1952)

Ven, esto es increíble: "The Greatest Show On Earth" pudo haber estado muy buena para su tiempo, pudo haber demostrado qué se podía llegar a hacer en el cine de su tiempo y demás, pero... ¿"Singin' In The Rain" no ganó el premio a Mejor Película de su tiempo? ¿De verdad? ¿Estamos hablando de una de las películas qeu estructuró la manera de hacer cine, instaló con fuerza el género de musical dentro de lo que es el cine, ofreció un espectáculo audiovisual que aún en nuestros días sigue generando consecuencias? Bueno, este es un claro ejemplo de injusticia.

8. John Cazale Vs. George Burns

John Cazale es uno de los actores más trascendentes de su generación, sin lugar a dudas, pese a que tuvo una corta participación como actor cinematográfico debido a su joven deceso, víctima del cáncer. "Dog Day Afternoon" (1975) fue una de esas cintas polémicas que también, al estilo de "Brokeback Mountain", supieron instalar en su momento una polémica que hasta el día de hoy tienen una fuerte influencia en más de una discusión referente a temas tan complejos como los límites de la ley y su problemática aplicación a casos concretos, con personas efectivas sufriendo serios problemas personales, además de toda la distancia real con respecto a lo que fue planificado como un golpe maestro y el terrible desenlace de la situación. No puedo decir que "The Sunshine Boys" (1975) y Burns fueron tan mala elección, pero hay que sopesar retrospectivamente el peso que tiene una producción sobre la audiencia antes que por el cariño de ciertas figuras. Aunque, en el caso de Cazale, personalmente, se junten las dos cosas.

7. Robert Zemeckis Vs. Quentin Tarantino

"Forrest Gump" (1994) es una digna merecedora de todos los premios que se llevó allá por el año 1994, pero claro, el problema en el rubro del Mejor Director es una constante: Zemeckis realizó una labor más que digna, el tema es que Tarantino, en algún punto, lo superó al proporcionar una de las películas básicas para cualquier admirador del Séptimo Arte: "Pulp Fiction" (1994) es un trabajo que cualquiera envidiaría, y el paso del tiempo nos dirá qué queda de cada uno de estos contrincantes, además de cómo se lee el hecho de que uno se haya llevado la estatuilla y el otro no.

6. Steven Spielberg Vs. Warren Beatty

Bueno, acá sí que estamos frente a un caso un poco más definido que el punto anterior: "Raiders of the Lost Ark" (1981) es un trabajo cuya vigencia no se ha visto para nada alterada con el paso del tiempo, mientras que no podemos decir lo mismo de "Reds" (1981) de Beatty: ¿cuál de los dos trabajos como directores tendría que haberse premiado en esta contienda? Es claro que el de Spielberg, pese a que lograría alzarse con el muñequito dorado en el año 1993 con "The Schindler´s List".

5. Stanley Kubrick Vs. Carol Reed

"2001: A Space Oddissey" (1968) es una película excepcional por donde la miremos, y Kubrick ha sido un director de esos pocos que existen, sin lugar a dudas, dejando una huella imposible de olvidar en la producción cinematográfica occidental. Ahora bien: "Oliver!" (1968) le permitió a Reed alzarse con el premio por una producción de la cual dudo mucho se vaya a hablar con tanta insistencia como la película que inició el género de los viajes espaciales y la ciencia ficción repensada cinco años después del primer alunizaje: es claro que el premio fue inustamente otorgado, y que Kubrick nunca, nunca constituyó uno de los nombres favoritos de la crítica.

4. Alfred Hitchcock Vs. Vincente Minelli

"Vertigo" (1958) es casi todo lo que una película debe ser: ¿podemos decir lo mismo de "Gigi" (1958)? Es claro que Hitchock se merece este premio y muchísimos más, tanto en vida como post-mortem --- más de un reconocimiento se le otorga en cada producción cinematográfica posterior a su labor ---; se sigue sin entender cómo pudo alzarse Minelli con un premio que a todas luces pertenecía al maestro inglés.

3. Francis Ford Coppola Vs. Robert Benton

Si hay una película con altas pretensiones que logra conquistar asombrosamente, esa cinta sin lugar a dudas es "Apocalypse Now" (1979), película que perdió en términos de Mejor Dirección frente a otro gran trabajo, "Kramer Vs. Kramer" (1979), pero que no constituye esa especie de monumento a la cinematografía que es el trabajo de Coppola: una cruda crítica tanto a la guerra de Vietnam como a Occidente, un viaje de transformación en donde se encuentran capas y capas de denso trabajo artístico: eso, mis muy queridos, es más que un breve reconocimiento a un trabajo monumental que no se alzó con la estatuilla que correspondía.

2. Martin Scorsese Vs. Robert Redford

Esta es una de las injusticias más grandes de los premios Oscar, sin lugar a dudas: "Raging Bull" (1980) es una obra con todas las letras, completísima, eclipsante, nueva, diferente; no creo que se pueda decir lo mismo de "Ordinary People" de Redford, pero creo que este premio mal otorgado está en la misma línea que la falta de reconocimiento que en su tiempo se presentaba como constante para toda esta nueva generación de directores, como Scorsese, Coppola y Spielberg: es un cine con una figura de director nueva y fuerte frente a un tipo de trabajo que apunta más al lado del director de teatro, quiero decir, el director de actores: dos modelos de cine circunstancialmente enfrentados.

1. "How Green Was My Valley" (1941) Vs. "Citizen Kane" (1941)

Aquí se ubica una de esas injusticas complejas pero que vale la pena mencionar: Orson Welles es uno de los directores que formó el cine Occidental, así, sin más palabras: es un básico, es la línea por la cual todo otro director debe medirse, ya sea en trabajo técnico o actoral, dando uno de los mayores mitos de la producción artística de este lado del mapa, nada menos que "Citizen Kane". El problema es que casi lo mismo se puede decir de John Ford, por lo que el premio que ganó en su momento no es tan injusto como todos los otros que hemos repasado: sin embargo, quiero rescatar aquí que sin lugar a dudas la Mejor Película no sólo de ese año, sino del siglo, otra vez, la película fundadora de una manera de contar, es la de Welles y no tanto la de Ford... Aquí, mis amigos, estamos frente a una complicada contienda de box que sólo puede ganarse por puntos.

Apenas un breve listado para invitarlos a ver alguna de las películas mencionadas para que saquen sus propias conclusiones. Este domingo tendremos seguramente nuevas instancias para preocuparnos y, esperemos, ningún nombre nuevo a la lista de los infames galardones entregados.