Fallece Peter Yates, director de “Bullitt”

Director de filmes míticos como “Bullitt” y nominado al Oscar al mejor director por “Breaking Away” y “The Dresser”, Peter Yates fallecía ayer domingo, en Londres, a los 82 años de edad tras una larga enfermedad, según publica Deadline.

A pesar de que se gradúa en la Royal Academy of Dramatic Art, trabajando como actor de teatro, comienza su trayectoria profesional cinematográfica como secretario y ayudante de dirección del cineasta Tony Richardson. “Summer Holiday”, un largometraje basado en una obra de que había dirigido previamente para los escenarios, supone su debut como director.

Si “Robbery”, inspirada en el asalto al tren de Glasgow de 1963, le abre las puertas de Hollywood y marca una tendencia hacia los filmes de robos y thrillers en su filmografía, “Bullit”, la película de 1968 protagonizada por Steve McQueen, en la que el propio actor estaría al volante de las numerosas secuencias de persecución por las calles de San francisco, le asentaría definitivamente en el seno de la industria de Hollywood.

Finaliza la década de los sesenta con “John and Mary” y comienza la de los setenta con “Murphy’s War”, para retomar el cine de robos con “The Hot Rock”, a la que seguirían filmes como el espléndido “The Friends of Eddie Coyle”. “For Pete’s Sake” o “Mother, Jugs & Speed” serían filmes al servicio de sus estrellas, pero si con “The Deep” recupera el favor del público, con “Breaking Away” recupera el de la academia, que le otorga una nominación al mejor director.

A excepción de dos filmes como “Krull”, aventura fantástico medieval que goza de un amplio éxito de público, y “The Dresser”, drama teatral shakesperiano que le vale su segunda nominación al Oscar, el resto de su cine de la década de los ochenta gira en torno a variaciones del thriller en filmes como “Eyewitness”, “Eleni”, “Suspect”, “The House on Carroll Street” y “Ann Innocent Man”. Más desapercibida pasaría su última etapa con títulos como “The Year of the Comet”, “Roommates”, “The Run of the Country” y “Curtain Call”, lo que le llevaría a refugiarse en la televisión.

Vía & Foto: The Playlist