Dos veces con la misma piedra: vuelve «Mortal Kombat»


Como ya lo había anunciado Sergio en esta página --- la nota completa aquí ---, se estaba rumoreando en los pasillos hollywoodenses que estaba en preparación, o siquiera, se tenía la intención de realizar otra película que adapte el popular videojuego "Mortal Kombat", luego de las películas de mediados de los noventa que lograron con mayor o menor --- bueno, menor--- éxito tal empresa. Ahora los rumores toman un cierto tinte oficial cuando se ha hecho saber que el director del primer film, Paul W. S. Anderson, estaría interesado en participar del proyecto encarnando nuevamente el lugar que ocupó en la primera versión. Claro que, por el momento, todo queda en una intención aparentemente frustrada, aunque sabiendo que hay un guión circulando y un director interesado... Bueno, uno nunca sabe.

Estrictamente, las declaraciones de Anderson para la página G4TV fueron las siguientes:

"Amé hacer Mortal Kombat, amé la película. Amaba al videojuego antes de que hiciera el film. Solía jugarlo en Inglaterra todo el tiempo. Eso demuestra la cantidad de afecto que tengo y que me da pie a creer que se puede hacer una excelente película".

En la misma entrevista, agregó luego:

"Nadie me ha llamado para informarme algo acerca de este proyecto. Pero si lo hicieran, sería algo por lo cual estaría realmente interesado. Fue la película que lanzó mi carrera en Hollywood, así que es obvio el afecto que tengo por ella".

Me resulta particularmente interesante el hecho de que alguien vuelva a hablar de Mortal Kombat (1995) estando su secuela, Mortal Kombat: Annihilation (1997) entre mi top five de peores películas de la historia de la humanidad. Recuerdo mis tiempos de párvulo en donde compraba la entrada para ver la segunda parte de una película que no me había deslumbrado, pero que me dejó --- por su casi del todo incoherente final --- con ganas de ver cómo salían parados del embrollo que habían armado en esos escasos minutos. Bueno, el tema es que ni siquiera salieron: Mortal Kombat: Annihilation es un desfile de sin sentido, y es genial por eso... Es, con todas las letras, una película MALA.

¡Qué ganas que me dieron de verla de vuelta!

Vía: GTV4| Foto: Film Catalog