“Funny people”: entre reír y llorar

hazme-reir-funny-people

Esto de ver una comedia-drama se vuelve realmente interesante, sobre todo cuando el director y el guionista están empeñados en hacernos cambiar de emociones y fragilizarnos. En el caso de "Funny people" creo que Judd Apatow (que cumple los dos roles: como director y guionista) jugó con ello y si bien llevó todo hacia el lado de la comedia, fue imposible no sensibilizarse por algunos momentos.

Adam Sandler como siempre hace las mismas caras, pero no por eso deja de simpatizarme. Su papel lo lleva de taquito, y aunque le imprime el mismo toque de siempre, creo que no me defraudó (bueno, solo que esperaba más de su interpretación en algunas escenas).

La parte cómica me encantó, sobre todo al final con la participación de Eminem por ejemplo. Igual, había momentos en los que no sabía cuál era el sentido de la película y se hacía un poco larga, pero cuando me relajaba la historia me llevaba por buen camino. Leslie Mann y Eric Bana realizan los papeles más interesantes, y Seth Rogen no hace nada distinto a lo que está acostumbrado últimamente. Funny people, en conclusión, es una película que hay que ver si tenemos ganas de pasarla bien.

Foto: ecartelera