Tranquilos. Que no cunda el pánico. Ni hay confusión y nadie se ha vuelto loco. Por un lado, no estoy hablando de aquel proyecto de David Lynch de parecido nombre, Ronnie Rocket. Nada que ver, esto es Rocketman. Así que dejen de temblar aquellos que hayan entrado en pánico ante la posibilidad de ver asociados los nombres de Lynch y el inefable Elton John. Por otro lado, podemos gracias a la deidad que prefieran, dado que el proyecto de llevar al cine la vida del cantante británico, que ya nos comentaran desde Cuchara Sónica, sólo se ocupará de sus inicios en el mundo de la música. De esta manera queda fuera su relación con la princesa Lady Di, todo lo que tiene que ver con la canción que le dedicó tras su muerte, y las innumerables excentricidades que se apoderaron de su vida una vez se quedó sin más gafas que ponerse.

Se prepara biopic sobre Elton John

En realidad tampoco parece que vaya a tratarse de un biopic al uso, puesto que tomará elementos reales de la vida del cantante británico que mezclará con recreaciones de algunas de sus canciones más populares. Al menos esta es la idea de Michael Gracey, el director asignado al proyecto que actualmente se está preparando para rodar su debut cinematográfico, The Greatest Showman on Earth, teniendo a Hugh Jackman de protagonista. Prácticamente desconocido para el público, en realidad se trata de un reputado director que ha desarrollado su carrera a través de la publicidad y también está vinculado con otro biopic mucho más interesante como el de The Muppet man, que gira en torno a Jim Henson. Lo cierto es que en spots como los de Evian o Lipton ya demostraba su interés por la música y las coreografías, por lo que me parece una opción de lo más adecuada.

Otra de las bazas de Rocketman es que el guión es obra de Lee Hall, que fuera guionista de Billy Elliot. Y como siguiendo el mismo esquema de la entrañable película dirigida por Stephen Daldry, aquí volveremos a ser testigos de la trayectoria de un joven Elton John de 5 años de edad que ya se mostraba como un prodigio de la música, lo que le llevaría a conseguir, con 11 años, una beca para estudiar el en la Royal Academy of Music. Aunque quizás lo más interesante sea la metamorfosis mediante la cual se convierte en un joven rebelde que, haciendo equipo con el letrista Bernie Taupin, se convertiría en uno de los artistas más exitosos de su época, así como un icono de la cultura pop debido a su extravagante vestuario. Lo que queda por saber son los rostros que darán vida a Elton John en cada una de estas tres etapas. Algunos proponen a James McAvoy, que no me parece tan suelto como para desmelenarse de esta manera.