Cuando todo parecía que los rumores de una posible continuación en las dos adaptaciones de The Hobbit quedarían en eso, en rumores, aparecen los datos justos que sirven para corroborar que si un estudio de Hollywood encuentra un producto lo suficientemente rentable y longevo, seguirá haciendo películas como churros. Y es que fue el propio Peter Jackson el que puso en circulación la información de que estaban barajando la posibilidad de rodar una tercera entrega de The Hobbit, o más bien una cinta que serviría como enlace entre la segunda parte del libro y la trilogía de The Lord of the Rings.

Sin embargo se trataba de un proyecto que, si bien todo el mundo sabe que finalmente será rentable, también tendrá sus altos costes y supondrá otros dos meses de rodaje en Nueva Zelanda, a donde tendrá que trasladarse todo el equipo de nuevo. Y es que todo apunta a que así será ya que, al parecer, el director se encuentra en negociaciones bastante avanzadas con los productores de la Warner, que no ven con malos ojos esta nueva entrega cinematográfica del universo de Tolkien. Incluso ya se están barajando fechas para el comienzo del rodaje, concretamente el verano del año que viene, puesto que según ha declarado una fuente de la producción sin identificar:

Si lo hacemos, lo haremos pronto, porque los responsables de la película tienen ganas de contar más cosas de esa historia

Pese a estos nuevos datos, también hay otros responsables de la producción que aseguran que esta tercera entrega nunca llegará a ver la luz. Por lo tanto ¿a quién debemos creer? Personalmente no me parece una idea tan descabellada que pretendan hacer una nueva película con los libros de Tolkien, sobre todo cuando fue el propio Peter Jackson el que comenzó los rumores y el que aseguraba que tenían material del propio escritor para realizar una nueva adaptación. Si va a haber una nueva película sobre este peculiar universo, ahora están más cerca que nunca.