Este canadiense de 35 años se forjó como comediante en la pequeña pantalla con la sitcom Two Guys and a Girl (ABC, 1998-2001) pero fue en 2005 y gracias a su participación en Blade: Trinity cuando los directivos de Hollywood empezaron a fijarse en él. A partir de ahí no paró de trabajar alternando el cine de acción (X-Men Origins: Wolverine) con comedias como The Proposal o The Change-Up. Su gran oportunidad como héroe de acción llegó después de sorprender con Buried, en 2011 dio vida a Hal Jordan en Green Lantern. Se esperaba que la película funcionase en taquilla pero tanto la crítica como los espectadores le dieron la espalda a esta adaptación del superhéroe de DC.

De acuerdo con el estudio Lionsgate, el actor ha firmado para ser el protagonista del reboot de Highlander. Es decir que sería Connor MacLeod del clan MacLeod.

No voy a volver a repetirme y hablar de la crisis creativa que se vive en Hollywood pero como fan de la película y de la serie, prefiero olvidar las diversas secuelas, creo que no deberían tocar un clásico del cine moderno tan conocido e icónico como Highlander.

Para aquellos que no conozcan la trama Highlander sigue los pasos de Connor MacLeod a través de los siglos. Este escocés es un inmortal, una raza de hombres especiales que solo pueden morir si se le corta la cabeza. Los inmortales luchan entre si con espadas pues según su tradición solo puede quedar uno de ellos. Connor tiene una tienda de antigüedades, es uno de los pocos inmortales que quedan. El combate final se acerca y MacLeod tendrá que luchar contra su mayor enemigo, el Kurgan, un temible inmortal que mató a su maestro siglos atrás.

La dirección correrá a cargo del español Juan Carlos Fresnadillo responsable de 28 Weeks Later. Puede que también tenga que reescribir el guión de Art Marcum y Matt Holloway, ese punto aún está en negociaciones. En la producción de este reboot encontramos a Neal H. Moritz y Peter S. Davis.

La pregunta es ¿tiene Ryan Reynolds carisma suficiente como para hacernos olvidar a Christopher Lambert? Lambert fue el Connor MacLeod original, un papel que lo lanzó al estrellato pero que después arrastró por el fango en las subsiguientes secuelas. ¿Y Ramírez? ¿Quién podría hacer sombra a Sean Connery? Nadie.