No sé por qué me da que la promoción de Iron Man 3 va a ser constante durante los próximos meses, que nos van a avasallar con todo tipo de imágenes y vídeos hasta que la película llegue a los cines el 3 de mayo de 2013. Así que esperad un año plagado del superhéroe de Marvel. ¿Y eso por qué? Porque apenas ha comenzado el rodaje y ya se ha publicado la primera imagen oficial del mismo. De hecho la película comenzó su fase de rodaje ayer mismo, día 4 de junio, y ya ha aparecido en la red la imagen de Robert Downey Jr. en su papel de Tony Stark, o más bien en lo que iba a ser porque la fotografía está tomada justo antes de que el director grite "¡Acción!".

Anécdotas aparte, lo que sí podemos ver es el aumento que han experimentado el número de trajes de Iron Man durante las dos entregas anteriores. Se puede adivinar la evolución que ha tenido el personaje y que seguirá avanzando en esta tercera entrega. Además de la imagen, desde la Marvel también han emitido la correspondiente nota de prensa con algunos datos informativos de la película, aunque comoo viene siendo habitual lo único que podemos sacar en claro de ella es que todas las películas que de superhéroes que han producido han arrasado en taquilla.

Curiosamente también tiene tiempo para hablar del reparto de esta Iron Man 3. En ella se mencionan varios nombres que acompañarán a Robert Downey Jr. contra una nueva amenaza, entre los que se citan a Gwyneth Paltrow, Don Cheadle y Jon Favreau, que repiten de entregas anteriores. Sin embargo no se habla en ningún momento de otros nombres que se rumoreaba aparecerían en la película: Ben Kingsley, Guy Pearce, Andy Lau, Rebecca Hall o James Badge Dale, sobre todo los dos primeros, cuyos papeles podemos suponer que serán más importantes en la historia. Es posible que aún no estén oficialmente confirmada su participación en la cinta y que sea cuestión de tiempo que firmen, pero no han querido arriesgarse incluyéndoles en el reparto definitivo. O también es posible que simplemente quieran alimentar los rumores sobre quién estará o no en la cinta definitiva.

Lo que está claro, de momento, es que la producción de la película ha comenzado y no habrá ningún problema (económico desde luego que no) en que Shane Black la tenga preparada para mayo del año que viene.