El ganador de un Oscar, Russell Crowe, será el protagonista de Noah, la próxima película del director Darren Afonofsky. La historia se centra en el personaje bíblico Noé y en la construcción del arca que usó para salvar a su familia y a los animales del Diluvio Universal. El guión de la película ha sido escrito entre John Logan, Ari Handel y el propio Aronofsly y parece ser que estamos ante una fiel adaptación de la historia que puede encontrarse en la Biblia. El director de Black Swan agradece a la productora su apoyo:

Quisiera dar las gracias a Paramount y a Regency por apoyar el esfuerzo de mi equipo para insuflarle una nueva vida a esta epopeya bíblica

Y también se muestra entusiasmado de tener a un actor tan carismático y con tanto talento como Crowe al frente del reparto:

Estoy muy contento de tener a Russell Crowe a mi lado en esta aventura. Gracias a su inmenso talento puedo dormir bien por las noches. Estoy deseando que me asombre cada día

Crowe actor de peso y estrella de Hollywood cotizada se encuentra rodando Les misérables donde da vida al inspector Jarvert, y recientemente ha rodado Man of Steel y Broken City. El rodaje de Noah empezará el próximo mes de julio en Islandia y Nueva York.

Aranofsky es un director con mucha personalidad, sus proyectos no suelen dejar indiferente a nadie y tras el bombazo que supusieron The Wrestler y Black Swan su carrera recibió el espaldarazo definitivo que necesitaba. A sus 43 años puede realizar prácticamente cualquier película que desee y Noah es un claro ejemplo de ello; y es que contar la historia de un mundo lleno de pecadores donde un hombre recibe una misión divina es un tanto arriesgado. Reconocemos que a Mel Gibson su The Passion of the Christ le salió muy rentable pero es que la polémica estaba servida. ¿Generará la mitad de expectación la película de Aranofsky? El tiempo lo dirá.

Por lo pronto resulta interesante que sea Russell Crowe el encargado de dar vida al constructor del arca, si tenemos en cuenta lo que dice el Antiguo Testamento, Noé y su familia pasaron 110 navegando hasta que el nivel del agua descendió y la gigantesca embarcación acabó en la cima del monte Ararat. ¿Aguantaremos una película que muestre 110 días de convivencia en alta mar entre el elegido de Dios, su familia y un buen puñado de animales?.

Foto: CBC